Lo necesario...

Aquí se publicara la música que creo sea necesaria para el crecimiento personal. Mis gustos personales serán compartidos.

jueves, 31 de diciembre de 2015

¡¡Feliz Año 2016!! Un merecido recuento


El año que se acaba resultó ser mucho más optimista de cuando comenzó. Como siempre, quedan algunas cosas inconclusas, pero si realizo un rápido ejercicio de dimensionar lo bueno y lo malo, tan malditamente de moda cuando termina un año, lo positivo gana por lejos.

Muchas cosas se cree que serán imposibles de conseguir, pero basta un poco de esfuerzo, de un real y sincero optimismo, de ser voluntarioso y pensar siempre en positivo y apuntando hacia aquello que queremos lograr, y, finalmente, esforzarse lo más que se pueda en alcanzar los sueños.

Casi sin considerarlo, avanzamos en la vida teniendo en mente algunas sencillas cosas que nos entregan felicidad y alegría. Después, a estos sueños, se van añadiendo elementos que amplían la idea. Cosas nuevas pero afines, ideas que se convierten en un nuevo horizonte y que le entregan renovada fuerza a nuestra voluntad. Vamos construyendo nuestra vida a partir de los sueños y según nuestros intereses añadidos a medida que vamos avanzando y construyendo la existencia.

Sueños reales

Primero lo ineludible. Disculparme por haber dejado de lado tantas veces la página. Siempre está en mi cabeza el continuarla, el publicar y comentar discos y el realizar nuevas y más profundas entrevistas, pero siempre hay algo que obliga a desenfocarse. Sin embargo, tengo en mente desde este 2016 profesionalizar la página, dedicarle algo más de tiempo y hacer una obligación colocar semanalmente una publicación. La información fluye hoy en día, y todo el mundo busca difusión y promoción de su trabajo, así que tengo las puertas abiertas en casi todo el mundo. Así que si todo funciona bien, tendremos nuevas novedades comenzando el próximo año.

Tengo que confesar que personalmente me encuentro mucho más establecido, con un elemento que viene a entregarme una solidez y un resguardo como nada más puede hacerlo. Tengo un techo sobre mi cabeza, donde cobijarme con mi compañera y con nuestros perros y nuestros sueños. Una de las cosas más difíciles de conseguir en este a veces triste Chile lo hemos alcanzado, no sin una extensa relación bancaria de por medio. Pero, de a poco se construye la vida.

En cuanto al tema profesional, tengo un trabajo remunerado entre los márgenes de lo que se puede esperar recibir en Chile siendo periodista, pues como Licenciado en Historia mis chances eran menores, así que si me quejo es porque me gustaría algo más hecho por mí, o construido a mí medida, pero la verdad, con trabajo me siento conforme, pero espero algo más de la vida. Lo que sí debo realizar con urgencia es mi tesis de titulación de Periodismo, una cuestión que ha resultado mucho más compleja de lo que imaginaba. El tiempo y las ganas han jugado en contra. Pero vamos bien, algo lento, pero bien.

En cuanto a la compañía personal, mi alma se siente tranquila de estar en buenas manos. El ejemplo que recibo de quien se encuentra a mi lado es reconfortante, esperanzador, iluminador y contagioso. Siento un orgullo enorme de haber sido escogido por ella…

Lo que se viene es lo siguiente: a como de lugar trabajaré duramente para que mi página se posicione como uno de los lugares en donde la escena metalera nacional e internacional se difunde. Lucharé para que mi sueño se haga realidad, y para que lo que hago sea reconocido y valorado por otros, y para que el Metal nunca muera ni desfallezca. Se trata de una empresa en suma reconfortante, pues es entrevistar y escribir sobre una de las cosas que más disfruto en la vida. ¡¿Qué mejor trabajo?!

Sin duda alguna que el año que comenzará requerirá de mayores esfuerzos, pues definitivamente será un año para dar un salto cualitativo. El desafío es importante, y las ganas de afrontarlo son igual de inmensas. Si se quiere trascender y sentirse tranquilo con lo que uno hace, mientras nos esforcemos más tranquilos nos sentiremos de estar haciendo las cosas bien.

Para poder conmemorar esta revisión de un nuevo año, de estar haciendo un rápido recuento de los elementos más importantes del año que termina, publicaré un disco que lleva un tiempo dando vueltas.

Una de esas deudas para con la vida. Comparto el último disco de la agrupación australiana The Slow Death. Con su álbum publicado el mes de marzo del año 2015, ‘Ark’.

Les deseo a tod@s un muy buen año 2016. Que la vida les entregue buenas oportunidades, que sepan sobrellevar el dolor, que tengan fuerzas para poder afrontar los desafíos y que puedan encontrar una buena compañía para la vida.

Un saludo caluroso, disfruten el disco, disfruten la vida y aprovechen el año que comienza. Hasta siempre.





Tracklist:


01. The Chosen Ones   11:33
02. Severance   11:09
03. Perpetuate   14:20
04. Ark   02:34
05. Declamation   18:45

06. Adrift   16:46








No hay comentarios:

Publicar un comentario